24 de octubre de 2014

Ardiente secreto

Ardiente secreto

Un joven aristócrata aburrido y hastiado, parte a Semmering de vacaciones donde se siente decepcionado de la sociedad que allí se encuentra. Con el objeto de excitar sus sentidos y encontrar un entrenimiento corteja a una atractiva mujer judía, Matilde, a cuya confianza accede utilizando a su hijo de 12 años, Edgar. Una vez trabada amistad con madre e hijo, el barón se desentiende del niño y concentra su atención en su verdadero interés, la madre, Matilde.
Se desarrolla una singular relación triangular de amor, entre el barón y la madre, de celos, entre el niño y su madre, y de odio entre el niño y el barón.
Esta relación triangular tiene aún una mayor complejidad e interés dado que, debido a su corta edad, el niño no comprende la fuerza que acerca a los adultos. Este hecho se trata con una calculada ambigüedad. Por una parte el niño entiende, siguiendo las convenciones morales de la época, que el interés sexual del barón por su madre tiene un carácter "agresivo" u "hostil". Por otro, Zweig hace aparecer los celos entre los sentimientos del niño en una alusión implícita al concepto de complejo de Edipo desarrollado por Freud.
Stefan Zweig
Escritor austríaco 
(Viena, 1881 - Petrópolis, Brasil, 1942). Miembro de una acomodada familia judía, inició su carrera literaria traduciendo a Baudelaire y a E. Verhaeren.
Ante la I Guerra Mundial, abrazó el pacifismo y estrechó lazos de amistad con R. Rolland. Se instaló en Salzburgo (1918) y, tras huir de Austria en 1934, se refugió en Londres. La hegemonía alcanzada por las fuerzas hitlerianas en Europa le llevó a quitarse la vida junto con su mujer durante un viaje a Brasil. En 1924 se publicaron sus poesías reunidas, marcadas por el influjo de Rilke y Verhaeren. 

Compuso obras teatrales, como Tersites, La casa junto al mar, Jeremías y La oveja del pobre. Escribió asimismo novelas y narraciones: Primera experiencia(1911), Amok (1923), Confusión de sentimientos (1926) -conjunto formado por tres relatos largos, el más conocido de los cuales es Veinticuatro horas de la vida de una mujer, publicado primero en inglés-, Impaciencia del corazón (1938).

Su obra incluye también historias noveladas (Erasmo de Rotterdam, 1934; María Estuardo, 1935; Américo Vespuccio, 1942), y una serie de ensayos históricos y literarios, que constituyen sus obras más populares: Verlaine (1905), Verhaeren (1910), Romain Rolland (1920), Tres maestros (Balzac, Dickens, Dostoievski) (1920), La lucha contra el demonio (1925) y La curación por el espíritu (1931).

20 de octubre de 2014

La cena

La cena

¿Hasta dónde es capaz de llegar un padre para encubrir a un hijo que comete un delito injustificable? ¿Debe prevalecer el instinto de protección paterna, o la lealtad a unas normas sociales que garantizan la coherencia y la fortaleza del grupo? Estas y otras preguntas de igual calibre surgen como dardos durante la lectura de La cena, una novela ácida y provocadora que apunta sin miramientos a toda una clase social acomodada de los Países Bajos y, por extensión, de toda Europa, instalada en una inercia de autosatisfacción y complacencia, e indiferente hacia el devenir de la generación que ha de sucederla.

Dos parejas se han citado a cenar en un moderno y exclusivo restaurante de Ámsterdam. Mientras saborean el aperitivo y charlan con aparente despreocupación sobre la última película de moda y sus planes para las vacaciones, son conscientes de que, tarde o temprano, deberán abordar el incierto y acuciante asunto que los ha llevado a reunirse: el futuro de Michel y Rick, sus hijos de quince años, que según algunos indicios podrían estar envueltos en un caso de violencia grave. Así pues, tras los postres, cuando la cena llegue a sus últimos compases, la tensión entre los comensales habrá alcanzado su punto culminante y la cadena de secretos y revelaciones confluirán en un final dramático en el que nadie podrá esgrimir su inocencia.

Herman Koch

Herman Koch (Arnhem, Holanda, 1953) es uno de los escritores más destacados de los Países Bajos en la actualidad. 
Ampliamente conocido por sus libros, sus columnas periodísticas y su trabajo en televisión, Koch debutó en 1985 con la colección de relatos De voorbijganger, y en 1989 obtuvo un gran éxito con la publicación de su primera novela, Red ons, Maria Montanelli, a la que seguirían Eindelijk oorlog (1998), Eten met Emma (2000), Odessa Star (2003) y Denken aan Bruce Kennedy (2005). 

La cena (Het diner), fue la sorpresa editorial del año 2009 en Holanda. Hasta la fecha, ha superado los 340 mil ejemplares vendidos y ha sido galardonada con el Premio del Público. Los derechos de traducción se han vendido a once idiomas. 
Casa de verano con piscina (Zomerhuis met zwembad, 2011) ha sido recibida con el mismo entusiasmo por el público y la crítica, que ha destacado la honestidad y el coraje con que Koch aborda temas de compleja ambigüedad, convirtiéndolo en uno de los autores europeos más provocadores y estimulantes del momento.

17 de octubre de 2014

El baile

El baile


Autora de la recién descubierta Suite Francesa, publicada póstumamente y aclamada por la crítica y el público de media Europa, Irène Némirovsky saltó a la fama con esta breve joya literaria sobre la venganza de una adolescente, editada en Francia en 1930 y traducida al castellano en 1986.
Instalados en un lujoso piso de París, los Kampf poseen todo lo que el dinero puede compra, excepto lo más difícil: el reconocimiento de la alta sociedad francesa. Así pues, con el propósito de obtener el codiciado premio, preparan un gran baile para doscientos invitados, un magno acontecimiento social que para el señor y la señaora Kampf supondrá, respectivamente, una excelente inversión y la soñada apoteosis mundana.
Dotada de una afilada percepción psicológica, Némirovsky condensa en pocas páginas una historia donde la difícil relación madre-hija y el ansia de reconocimiento social se funden con la pasión por la vida y la búsqueda de la felicidad. Una obra indispensable de una de las grandes escritoras del siglo XX.
Irene Nemirovsky
Irène Némirovsky (Kiev, 1903-Auschwitz, 1942) recibió una educación exquisita, aunque tuvo una infancia infeliz y solitaria. Tras huir de la revolución bolchevique, su familia se estableció en París en 1919, donde Irène obtuvo la licenciatura de Letras en la Sorbona. En 1929 envió su primera novela, David Golder, a la editorial Grasset, dando comienzo a una brillante carrera literaria que la consagraría como una de las escritoras de mayor prestigio de Francia. 
Pero la Segunda Guerra Mundial marcaría trágicamente su destino. Deportada a Auschwitz, murió de tifus al mes siguiente, mientras que su marido, Michel Enstein, murió en la cámara de gas. Nemirovsky dejó a sus dos hijas una maleta que éstas conservaron durante decenios. En ella se encontraba el manuscrito de Suite francesa, cuya publicación en 2004 desencadenó un fenómeno editorial y cultural sin precedentes: la novela se tradujo a treinta idiomas, obtuvo numerosos premios (entre ellos el Premio Renaudot, otorgado por primera vez a un autor fallecido) y fue uno de los libros más leídos en casi todos los países donde se publicó, con más de tres millones de ejemplares vendidos en todo el mundo. En España fue galardonada con el Premio del Gremio de Libreros de Madrid y también cosechó un sorprendente éxito comercial.


3 de octubre de 2014

Cuentos de los días raros

Cuentos de los días raros

Cuando abrimos un libro, buscamos la magia de los días raros. Los quince cuentos de este libro nos hablan de esos días raros, siempre al acecho para traernos la fascinación o el desasosiego de lo imprevisto, de lo misterioso, de lo fatal, y mostrarnos lo que puede esconderse tras las imágenes de lo cotidiano.
Al profesor Souto empiezan a sorprenderle las respuestas de la inteligencia artificial que está ayudando a crear. Un joven ejecutivo descubre el camino que conduce al espacio verdadero de las novelas fantásticas que leía en su adolescencia. Alguien empieza a buscar una ciudad que no existe para purgar su cobardía. Una canción de los Beatles resulta ser el sortilegio para abrir el acceso a otro universo. Hay metamorfosis personales relacionadas con el equilibrio planetario. Existen personas capaces de cruzar el tiempo para encontrar un tesoro. Los viajes de la memoria pueden estar llenos de extrañas revelaciones. El mundo terminó en 1992...
José María Merino, uno de nuestros mejores cuentistas, sabe y demuestra que la concisión es aliada de la fuerza y belleza de las palabras y de las historias, y que las claves más seguras para comprender la realidad están en la literatura.
José María Merino
José María Merino (A Coruña, 1941) residió durante muchos años en León y vive en Madrid. Comenzó escribiendo poesía y se dio a conocer como narrador en 1976 con Novela de Andrés Choz, libro con el que obtuvo el Premio Novelas y Cuentos. 

Lo escurridizo de la identidad, sus conexiones con el mito, el sueño y la literatura, y muchos elementos de la tradición fantástica, caracterizan su obra narrativa. Su novela La orilla oscura (1985) fue galardonada con el Premio de la Crítica. Además, ha recibido el Premio Nacional de Literatura Juvenil (1993), el Premio NH para libros de relatos editados (2003) y el Premio Salambó (2008). En 2013 recibió el Premio Nacional de Narrativa por El río del Edén.

Otros títulos publicados son la trilogía novelesca  Las crónicas mestizas, así como las novelas Las visiones de Lucrecia (1996), Premio Miguel Delibes de Narrativa; El heredero (2003), Premio Ramón Gómez de la Serna de Narrativa; El lugar sin culpa (2007) premio de narrativa Gonzalo Torrente Ballester, un volumen que recoge sus libros de relatos, Historias del otro lugar (2010) y El libro de las horas contadas (2011).  Es miembro de la Real Academia Española.

La fórmula preferida del profesor

La fórmula preferida del profesor

En esta novela se nos cuenta delicadamente la historia de una madre soltera que entra a trabajar como asistenta en casa de un viejo y huraño profesor de matemáticas que perdió en un accidente de coche la memoria (mejor dicho, la autonomía de su memoria, que sólo le dura 80 minutos). 

Apasionado por los números, el profesor se irá encariñando con la asistenta y su hijo de 10 años, al que bautiza «Root» («Raíz Cuadrada» en inglés) y con quien comparte la pasión por el béisbol, hasta que se fragua entre ellos una verdadera historia de amor, amistad y transmisión del saber, no sólo matemático…

Como dice en su postfacio el profesor León González Sotos, «asistimos al emocionado ajetreo, de venerable filiación platónica, entre la anónima doméstica, el también —¿innombrable?— Profesor y el pupilo Root. Entre idas y venidas, tareas caseras y cuidados piadosos a su muy especial cliente, éste va desvelando las arcanas relaciones numéricas que los datos cotidianos más anodinos pueden encerrar.»

Yoko Ogawa

(Okayama, Japón, 1962) Graduada en la Universidad Waseda, actualmente vive en Ashiya. Ogawa ha publicado numerosas novelas y ensayos, siendo conodida sobre todo, por su obra La fórmula preferida del profesor, novela adaptada al cine y que supuso su primer éxito internacional. 

En 2005 se adaptó también al cine su novela El anillo anular (Kusuriyubi no hyōhon, 1994). En el año 2006 escribió Una introducción a las matemáticas más elegantes del mundo con Masahiko Fujiwara, un matemático, como un diálogo sobre la extraordinaria belleza de los números. El tono de sus obras varía de lo surrealista a lo grotesco y en ocasiones introduce elementos humorísticos, mostrándose psicológicamente ambigua e inquietante. 

La hoja roja

La hoja roja

La hoja roja es esa llamada prudente que recuerda al fumador el próximo fin de su librillo de papel. Para don Eloy la jubilación ha sido la hoja roja. Le ha llegado el momento de contar con avaricia las hojas que le restan en el librillo de la vida. 

Don Eloy perdió a su mujer y a sus hijos —uno muerto y el otro ausente, más lejano por el corazón que por la distancia— y se fueron también los amigos íntimos... Tan sólo cuenta con la Desi, una muchacha de veinte años que se ocupa de las tareas domésticas y cuya mayor ilusión es casarse con un mozo de su pueblo de sangre caliente, llamado el Picaza. El hondo dramatismo que parece conformar a estos personajes y su entrañable desamparo podría hacer pensar en una novela triste. 

Sin embargo, el humor y la frescura con que Delibes nos acerca al cotidiano devenir del viejo y de su criadita analfabeta hacen de La hoja roja una de las obras más irónicas y divertidas de su autor. Admirablemente escrita y construida, La hoja roja es una novela emocionante, humanísima, donde Miguel Delibes demuestra su extraordinaria capacidad para extraer de la vida diaria los más puros resortes del arte.

Miguel Delibes

(Valladolid, 1920 - Valladolid,  2010).  Doctor en Derecho y catedrático de Historia del Comercio; periodista y, durante años, director del diario El Norte de Castilla.

Su sostenida labor como novelista se inicia dentro de una concepción tradicional con La sombra del ciprés es alargada, que obtiene el Premio Nadal en 1948. Publica posteriormente Aún es de día (1949), El camino (1950), Mi idolatrado hijo Sisí (1953), La hoja roja (1959) y Las ratas (1962), entre otras obras. En 1966 publica Cinco horas con Mario y en 1975 Las guerras de nuestros antepasados; ambas son adaptadas al teatro en 1979 y 1990, respectivamente. Los santos inocentes ve la luz en 1981 (y es posteriormente llevada al cine por Mario Camus); más adelante publica Señora de rojo sobre fondo gris (1991) y Coto de caza (1992), entre otras.


Su producción revela una clara fidelidad a su entorno, a Valladolid y al campo castellano, y entraña la observación directa de tipos y situaciones desde la óptica de un católico liberal. La visión crítica -que aumenta progresivamente a medida que avanza su carrera- alude sobre todo a los excesos y violencias de la vida urbana. Entre los motivos de su obra destaca la perspectiva irónica frente a la pequeña burguesía, la denuncia de las injusticias sociales, la rememoración de la infancia (por ejemplo en El príncipe destronado, de 1973) y la representación de los hábitos y el habla propia del mundo rural, muchos de cuyos términos y expresiones recupera para la literatura. Delibes es también autor de los cuentos de La mortaja (1970), de la novela corta El tesoro (1985) y de textos autobiográficos como Un año de mi vida (1972). En 1998 publica El hereje, una de sus obras más importantes de los últimos tiempos.